miércoles, julio 05, 2006

Y el "ovni" de Canarias también se apareció en Arizona

Aquí les presento otra serie de fotografías de las numerosas que obran en mi poder sobre lanzamientos de misiles desde diversos lugares del mundo. Como es sabido, desde Canarias fue posible observar varios lanzamientos de este tipo en los años setenta, convertidos por obra y gracias de unos pocos ocultistas de mente abierta y cerebro esponjoso en misterios insondables del más allá. Los expertos del "más allá" no tenían ni puñetera idea de lo que se trató, y por eso se subieron al carro del ovni, lo que en sus mentes desordenadas quiere decir platillo volante, es decir, nave extraterrestre. Y pretendieron que con esta rueda de molino siguieran comulgando los nuevos aficionados. Pero no, no todo el mundo se queda con la boca abierta y traga con lo primero que le ponen delante.

Sí amigos de los enemas de la ciencia, de los misterios de todo a 100 y de otras chapuzas esencialmente fraudulentas y patéticas: el archi famoso "ovni" de Canarias (5/3/79), ese pufo con forma, matrícula y efectos clásicos de los lanzamientos de misiles (porque no otra cosa fue) se apareció también el 2 de octubre de 1999 en Kitt Peak (Arizona) desde donde una cámara pudo captar sus evoluciones en la alta atmósfera. En realidad se trató del lanzamiento de un misil Minuteman II desde la base de Vandenberg (California) poco después de las 7:00 horas, al amanecer (estos fenómenos son contemplados al amanecer o al anochecer, incluso con noche cerrada, al iluminar el Sol los gases de combustión a gran altura).


5 de marzo de 1979. Instantánea tomada desde Izaña. Compare con las de Kitt Peak abajo, si sus prejuicios le dejan

Las fotos se encuentran en esta página. ¿Aparecerán por aquí nuestros amigos del mihterio para negar lo evidente basándose en que alguien vio al misil "pararse en el aire", "cambiar de dirección" y otras apreciaciones particulares convertidas por impresentables e ignorantes en pruebas científicas? ¿A quién pretenden engañar con tales supersticiones con pretensión de argumentos?






Gases de combustión del Minuteman totalmente expandidos...

¿Qué interés tienen estos sujetos en mantener un misterio inexistente? ¿Se verá afectado el prestigio (perdón que me ría) de algún pseudo-ufólogo o misteriófilo si acepta las abrumadoras evidencias de la naturaleza balística de estos casos?; ¡pero si por el prestigio no deben preocuparse, que no lo tienen desde hace décadas! ¿Dejarán de venir turistas a las islas, si leen que Canarias resulta ser menos mágica (?) de lo que algún alma de cántaro pregona que es? ¿Por qué ese afán de mantener un engaño, una creencia sin fundamento, una historieta sin pies ni cabeza, ante la simple contemplación de unas fotografías como las que aquí reproduzco? (existen docenas de series idénticas en muchos lugares del mundo). ¿Por qué esa incapacidad para ver lo evidente? ¿Por qué este mundo de los enigmas de cartón piedra es tan ridículo, tan cerrado sobre sí mismo, incapaz de aceptar lo que tienen ante sus narices, tan amigo de disimular, de figurar que no han leído lo que los críticos han escrito, empecinados en patrañas que, si tuvieran un poco de decencia y de pudor, deberían haber abandonado hace lustros?

Ea, ahí quedan las fotitos. Ya pueden empezar a arrancarse desesperadamente los pelos de la entrepierna, para divertimento general. Dentro de un tiempo, más instantáneas del "ovni de Canarias".