miércoles, diciembre 24, 2008

Vida en el universo, en La Opinión de Tenerife

En este enlace pueden leer el resultado de una entrevista que me hicieron ayer para este diario (salió publicada hoy también en la edición impresa del periódico).

Quiero aclarar algunos conceptos que aparecen en el artículo.

Me temo que el título, “A la Tierra le tocó la Lotería con la vida”, que son palabras textuales mías y que cerca del final del artículo quedan más claras, puede resultar equívoco para algunos lectores. Con esa expresión quise expresar el carácter completamente azaroso de la vida, no que sea motivo de celebración o alegría en sí mismo. Que la vida exista en este planeta se debe al puro azar, y, desde el punto de vista científico, no es motivo de celebración ni deja de serlo. Simplemente es.

La Fundación Anomalía, además de estudiar la creencia en los ovnis tiene entre sus prioridades la recopilación y catalogación de toda la producción cultural que esta creencia ha generado (libros, producciones cinematográficas, composiciones musicales, obras literarias, colecciones filatélicas, revistas especializadas, actas de congresos, tesis doctorales, colecciones fotográficas, archivos personales de investigadores desaparecidos o que hayan abandonado su actividad, etc.).

Las investigaciones astrobiológicas no se basan explícitamente en el "principio de plenitud" (Lucrecio), que es más bien una doctrina filosófica que un principio naturalista de carácter empírico. Es el principio que subyace a la conocida frase de Carl Sagan (usada a destajo por los más optimistas creyentes en la vida ET) de que “si no existe más vida que la nuestra cuánto espacio desaprovechado en el cosmos”. No hay ningún espacio “desaprovechado” ni “aprovechado”. Hay espacio. En caso de que el espacio tenga algún sentido –que no lo sabemos- no tiene por qué corresponder utilitariamente con nuestro concepto de aprovechamiento.

La plenitud (entendiendo la vida como una "plenitud", desde nuestro punto de vista) es pensable dada la homogeneidad físico-química del universo a gran escala. Pero, ¿por qué no pensar que la plenitud es Mercurio, o las enanas marrones, o alguna manifestación auto-consciente tan extraña que ni siquiera seamos capaces de darnos cuenta de que existe, o la materia oscura?

El primer exoplaneta se descubrió en 1995 (aunque había sospechas antes, pero las pruebas son las pruebas). La mayoría de ellos, no algunos, orbitan en torno a estrellas (también los hay errantes), con periodos de traslación cortos, y ya hay más de 300 descubiertos.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Los científicos estiman que sólo en nuestra galaxia existen aprox.cien mil millones de estrellas y que existen miles de millones de galaxias como la nuestra.También se sabe que alrededor de los soles giran planetas.(da estabilidad angular al sistema de partículos alrededor del sol, evidencias ya documentadas etc)Estaríamos hablando de que existirían cientos de miles de billones de planetas en todo el universo.Si sólo existiera vida en La Tierra estaríamos hablando de una probablidad parecida a acertar la loteria primitiva de forma consecutiva no dos veces, ni tres, ni cuatro sino durante 10 millones de años...........que suerte hemos tenido.

CarlosBlanco dijo...

"probablidad parecida a acertar la loteria primitiva de forma consecutiva ... 10 millones de años"

joder, anonimo, ¿me puedes pasar las formulas de como has llegado a esa conclusion? sobre todo de como has conseguido sacar la probabilidad de que exista vida.

Estamos solos dijo...

No existe ni existirá en este Universo, ningún sistema solar parecido al nuestro que posea vida.